logoscartabbva

A primeros de junio, las organizaciones de consumidores CECU, UNAE, FUCI y ASGECO, ponían en guardia a los usuarios del BBVA, después de que la entidad bancaria les remitiera una carta en la que, entre otras cuestiones, se les informaba de que desde el 15 de junio las comunicaciones entre la empresa y sus clientes se realizarían únicamente de forma electrónica a través de la plataforma de banca digital de la entidad. Los representantes de los consumidores también informaron al Banco de España de esta circunstancia al entender que era lesiva para sus derechos.

Tras esta actuación, el BBVA ha remitido una segunda carta a sus clientes, una vez pasada la fecha del 15 de junio, donde, esta vez como único y principal asunto, se les vuelve a informar de esta circunstancia, invitándoles de nuevo a que si quieren mantener las comunicaciones postales, se pongan en contacto con la entidad. Las asociaciones entienden que esta segunda comunicación no soluciona los problemas de fondo que enfrentan los consumidores en  el nuevo escenario:

  • Los consumidores demandan que los bancos pidan permiso a sus clientes para suprimir las comunicaciones postales. Actualmente se sigue entendiendo que la aceptación tácita del consumidor es suficiente, ya que debe ser él el que diga que NO está de acuerdo.
  • Con el nuevo planteamiento, la entidad bancaria deja de ser activa a la hora de informar: antes, el banco enviaba las comunicaciones y ahora es el ciudadano el que tiene que interesarse, ser activo y hacer uso de sus recursos, conocimientos y tiempo para poder acceder a la revisión de las notificaciones, lo que la dificulta.
  • Las comunicaciones electrónicas deben constituir una “facilidad” adicional y no un elemento de exclusión de la comunicación postal, ya que son muchos los que todavía prefieren este método o no tienen opción de utilizar medios digitales. No se deben plantear como métodos alternativos sino complementarios.

Las organizaciones de consumidores siguen adelante en la necesidad de revertir este tipo de situaciones y, a la espera de concretarse la respuesta del Banco de España, continúan pidiendo a las entidades bancarias que no dificulten el acceso de parte de sus clientes a la revisión de sus notificaciones bancarias.

CONTACTO

  • CECU: David Hurtado – 657 504 712
  • UNAE: Manuel Martín – 915 757 219
  • FUCI: Gustavo Samayoa – 915 640 118
  • ASGECO: Jean-Bernard Audureau – 914 035 078